❮ Atrás

Tips para Emprender

¿Tu negocio tiene una relación tóxica con el banco?

Descubre si tu banco tradicional limita el crecimiento de tu pyme con sus prácticas tóxicas.

¿Tu negocio tiene una relación tóxica con el banco?
Oyster 12 de febrero, 2021

Tener problemas con tu banco tradicional no debería ser frecuente. En este blog repasamos las prácticas más tóxicas que pueden impedir que tu negocio crezca, te ayudamos a identificarlas y mejor aún, te damos opciones para impulsar tu pyme.

1. Trámites imposibles

Visitar una sucursal en plena pandemia resulta algo incompresible y sin duda no todos lo haríamos.

Tener que visitar un banco para poder abrir una cuenta para tu negocio suena a una actividad del pasado, que incluso podría inspirar un gran cuento sobre la burocracia y la frustración.

Abrir una cuenta para tu pyme no debería ser difícil y mucho menos en pandemia. Una de las principales reglas sobre emprender es separar tus finanzas personales de las de tu negocio, de esa forma los ingresos de tu emprendimiento no serán “la caja chica” de tus gastos personales.

Lamentablemente, la falta de actualización de los bancos tradicionales hace que cada vez más emprendedores opten por opciones más sencillas como abrir una cuenta en una fintech.

¿Qué es una fintech? La tecnología que está transformando la economía de nuestro país

2. La falta de claridad en sus comisiones

Contratar una cuenta “sin comisiones” resulta casi imposible en cualquier banco tradicional. Al final las letras chiquitas de su contrato siempre incluyen el clásico cobro por manejo de cuenta y el famoso saldo promedio mínimo mensual.

Para las cuentas empresariales incluso solicitan un monto por apertura y no nos olvidemos del costo de usar su banca por internet que puede llegar a ser de hasta 750 pesos al mes.

3. La falta de personalización para las pequeños y medianas empresas

Si bien, algunos bancos tradicionales ofrecen cuentas a los emprendedores, su enfoque realmente está en las grandes empresas. Para las pymes, los trámites suelen ser lentos, las cuentas existentes tienen comisiones altas e incluso los bancos tradicionales suelen pedir un monto mínimo de apertura y hasta tienen límites de transacciones mensuales.

Las cuentas para negocios facilitan la administración de tus finanzas, pero no todas te convienen por igual

¿Debería abrir una cuenta empresarial para mi negocio?

Si estás buscando hacer crecer tu negocio, toma en cuenta estos consejos y no permitas que tu banco frene tu pyme.


Recuerda que hoy en día existen opciones como la cuenta empresarial de Oyster, sin costo por apertura, ni saldos mínimos y que busca empoderarte para que puedas hacer crecer tu negocio. Hacer transferencias a proveedores a cualquier hora y todos los días de la semana, así como solicitar pagos a clientes y obtener acceso a las tarjetas Oyster Mastercard, aceptadas en todo el mundo.

Existen dos tipos de emprendedores, los que siguen peleando con los bancos tradicionales y los que ya tienen su cuenta en Oyster.

Artículos relacionados